Wednesday, February 01, 2006

Ah de las manías... ¿sólo 5? Ok, van:


1. Cuando estoy muy muy triste y lloro sola en mi cama, me chupo el dedo pulgar hasta quedar dormida.

2. En época de frío cuando se me resecan los labios, me da por arrancarme los pellejitos de la boca, sobre todo del labio inferior. Espantosa manía contra la que he luchado durante años, por cuestiones de vanidad más que otra cosa. Este año casí (¡pinche casi!) le gano.

3. Mantener conversaciones mentales (a veces larguísimas) con mis plantas o con Manuel -nombre que le he dado a mi amigo imaginario... La primera referencia viene de la película Marcelino Pan y Vino, pero al paso del tiempo se quedó también en memoria de mi otro amigo Manuel, el que se fue-. Este fenómeno es mucho más común de lo que la gente se imagina. Lo malo es cuando mi conversación deja de ser mental y privada y se me sale un comentario en voz alta. La gente a mi alrededor sí se saca de onda a veces.

4. Cuando me baño, después del shampoo y el enjuague suele caérseme alguna cantidad de pelo que queda enredada entre los dedos de mis manos. Me gusta irlos quitando, de uno en uno, y pegarlos en la humedad del azulejo de la pared. Luego con el dedo índice derecho hago círculos en esa zona de la pared del baño, hasta haber juntado todo el pelo, lo hago bolita y lo tiro a la basura.

5. Echar en mi bolsa cualquier cantidad de cosas inútiles "porsi". Las llaves de casa de mis papás porsi hoy voy a verlos. Las pastillas del cólico (sabiendo que a mi no me va a dar 27 de los 28 días que las cargo) porsi a alguien se le ofrece. El juicy tube de fresa (que es el único que uso ahora) más otros lipsticks y brillitos varios porsi hace falta ponerme alguito de color. El monedero que me regaló la Editora Asociada porsi alguien me da monedas y me acuerdo que tengo un monedero para echarlas ahí. Unas bolitas rojas porsi me dan ganas de hacerme una cola de caballo. Otras porsi me dan ganas de hacerme dos. Y así (como diría Mía).

Ahora le toca aaaa... Nacho, Míster Gonx, el Poeta Postmoderno, mi BuddySoCute! y El Sapo Vengador.

8 comments:

jo rivera said...

guey guey guey! entonces eso de jugar con los pelitos pegados en el azulejo no es sólo cosa mia.. que alivio da saber que uno comparte esas manías.
un beso

El que viste y calza said...

Creo que esa manía viene preinstalada en algún archivo oculto en las mujeres (saben cómo borrarlo?). Igual la de dejar los calzones colgados en las llaves de la regadera...

Daria Zen said...

En efecto, lo de los chones también. Pero oh oh oh, lo notable es que aquí hay otra de esas que pegan y juegan con el resto de cabello.
Ah, y lo del cargar ene madres "porsi" también la suscribo. Saludos.

Negra said...

Coincido contigo con lo de los pelitos en el azulejo. Curioso, yo creo que la gran mayoría lo hacemos.
Mañosa!

nohaypoema said...

ea: maría: mis manías ya están disponibles: saluditos: el poeta pus moderno

María said...

pues viene a resultar que sí, que la de jugar con los pelitos en el azulejo es una chip que traemos todas (ok, las rapadas no). Según esta pequeñisima muestra, 4 de 4 lo hacemos...

El Sapo Vengador said...

Bien, el tema de las manías…
De hecho en los últimos meses he descubierto cuantas varias de ellas poseo!
Definitivamente me uno a el punto de los pelitos solo no los cuento, pero si antes del basurero siempre el circulo se hace sobre la llave del agua caliente.
La ropa: maniáticamente colgada por tipos y cada tipo por colores. Por mencionar un ejemplo.
La limpieza… tema amplio. No hay lugar para manchitas ni basuritas.
El orden… otro punto: todo debe estar alineado. Incluso las marcas q deja la aspiradora en la alfombra.
Y esto ocurre no solo en el hogar, hace poco alguien me sorprendió acomodando el cenicero en relación a los cuadritos del mantel de la mesa en un restaurante!
QUE COSA!

Rafa said...

Hola Maria,

Parece que a causa de este post al mutuo amigo Nacho le dió por pasar la bolita y ya escribí el mío, buena idea!!! ;)

Saludos!

RMG