Saturday, January 13, 2007

Excesos

Dicen que la gente se muere de excesos. Algunos literalmente, como Eduardo Palomo que se murió de risa o como Mariana Levy que se murió de miedo.
Otros en sentido figurado, como los que se mueren de ganas o los que se mueren de hastío. Los hay que se mueren de feos o de ojetes. Nunca he oído que alguien se muera de pendejo, es una pena. Pero sí hay muertos de culpa... qué pinche.
Mi mamá, La Rubia Superior, tenía un tío cuya madre (o sea la bisabuela del bombón que esto escribe) asustada del alto nivel de cachondería de su nuera, achacaba la prematura muerte de su hijo a que su mujer lo había matado "de amor". En este entendido de los excesos, supongo. Para el caso mí tía abuela política debe haberse estado muriendo de cachonda también.

Ayer pensé que si me tenía que morir este fin de semana, quería que fuera de hueva. Que el sábado dormiría hasta que me escupiera la cama y el domingo hasta que se me floreara el ombligo.
Ahí la llevo.

19 comments:

tavox said...

me gusta tu sitio, excelente sigue asi

saludox

Tavox

Pía Bórquez said...

buen plan para el fin de semana!

Miss Neumann said...

JAJJJAAJAJAJJAAJ, A MI ME GUSTARÌA MORIR DE RISA, LA VERDAD!!!

BESITOS HARTOS NIÑA LINDA

Daria Zen said...

qué rico...sí se antoja morir de hueva, la verdad. Así, con el solecito acariciándote como a una lagartija.
Besos

Simonito said...

Este post me gustó muchísimo.
Cada vez me gusta más como escribes.

Y tu mail también lo leí.
Muchas gracias. Same 2U.
Lamento andar en este plan telegráfico.
Ya te lo explicaré.

Te quiero mucho.

Mr. gonX said...

Y yo estoy a punto de morirme de la envidia por tanta fiaca que estás regando.

Abrazos. Yeah!

Fegocomo said...

¿Cómo no? Si hay muerte por pendejez, sólo que no especificada así. Los que mueren de una congestión porque nomás no sabe decir enough. Los que mueren por hacerle al valiente (a lo pendejo). Los que se mueren por andar jodiendo a mantarayas. Etc, etc.

De cualquier forma tu propuesta de muerte es envidiable.

María said...

Tavox, qué bueno, bienvenido.

Pía, gran plan, sobre todo después de haber tenido una semana laboral cargadita.

Miss Neumann, jaaaah, esa es buena, coincido. Me dio mucho gusto verte. Besos.

Daria, en efecto. Aunque me brinqué lo del solecito. Beso.

Simonito, de nada. LuvU2

Mister, no lo va a creer, pero con todo y todo me faltó... así que no se muera de envidia que ni es pa tanto. le mando un abrazo y un beso de esos.

Fegocomo, es verdad. Gracias por tu visita. Bienvenido y saludos.

Gaby said...

me encantaria morir de hueva, pero tengo tanta hueva que...
zzzz...

Pola said...

si yo puedo elegir moriría de risa cada día...morirse de miedo es triste, y tan común y tan difícil de quitar...

kôji Kabuto said...

¿morir de soledad?

cuenta la historia familiar que cuando murió el abuelo de mi madre, su abuela -osea la esposa del abuelo de mi madre-, que hasta ese entonces vivía completamente sana se dejó morir un par de meses después...

María said...

Gaby, dulces sueños, saludos.
Pola, pues si, eso sería ideal, morir con una sonrisota y una carcajada. Gracias por pasar.
Koji, yo creo que esa tal vez fue una muerte de tristeza, más que de soledad... la soledad luego resulta mucho más aguantable de lo que uno se imagina. Saludos y bienvenido.

Karina said...

Morir de purititito gusto!!! Ay tantas cosas con las que uno se puede dar gusto que seria una muerte relativamente facil...

María said...

Karina, buen punto... tons sólo hay que hacer una bomba de excesos de puros placeres. No suena nada mal. Bienvenida.

Real de lo virtual said...

Morir de hueva sería la onda. Distinto a morir por hueva.
Pero no muy diferente a morir de sueño.

Creo que muchos quisieramos morir de viejitos acostados y un buen día ya no despertar. Morir sin dolor y sin saberlo

Un abrazo

Lui said...

Sólo morimos de olvido

P.D. Siempre me ha parecido curioso que el Furor Uterino sea causa de muerte pero que no mata a quien lo padece.

Tamara Blue said...

Se me antojó pero mi hiperactividad no me dejaría

IrV said...

Hola!

jajajajajaja

Ayer, sábado 03 de Febrero no me levanté en todo el día... pero es que la desvelada del viernes estuvo asesina. Así que tuve weba todo el día. Sólo salí a las 9am a ver un depa (ando mudándome), a comprar un libro a la English Book Store y regresé a dormir, ver películas y jugar X-Box. Tampoco morí de weba... y en mi caso es un exceso que no acostumbro tener.

Estaba haciendo memoria y encontré que no conozco a nadie que haya muerto de pendejo... pero me acordé cuando pasaban mucho en TV que "Juan Ga" se cayó en el escenario mientras estaba bailando y dije "ah que pendejo" ajajajaja.

Saludos!

PD: Muy agradable tu blog.

María said...

Tamara, bendita hiperactividad... uno produce tanto más. En realidad este exabrupto se debió a semanas desgastantes y agotadoras en la chamba. Abrazo.