Tuesday, January 23, 2007

No me morí

Esos días de echar la hueva fueron suficientes. No para morir (buuu) pero sí para juntar los cachitos que quedan de una (o sea, yo) después de cada cierre. Y para agarrar fuerzas para el que sigue y práctica para disminuir el agobio editorial.

Ayer fui a ver Scoop, de Woody Allen y pensé que en las últimas dos semanas (y antes también, pues) a mi me ha pasado lo mismo que a Sondra : me "enamoré" de algunos de mis objetos de investigación, mis anteojos estorbaron a la hora del beso (cierto, a veces es un buen pretexto) y me dio penita ver que el amigo mago se puso a hacer sus suertes con un speech preparado para 'todo público', aún cuando fue invitado "de civil" a una fiesta.
________
El Ex Novio Prohibido anda acuartelado y está a la espera de que en cosa de días empiece la filmación de su "proyecto"... whatever that means. El guión del largometraje —que ya tendría yo que haber leído— ha sufrido algunos cambios, cuentan. A veces, cuando soy consciente de que no nos dejan ser amiguetes, me dan ganas de charlar horas eternas con él, de recomendarle un par de libros, de que me recomiende algo de música, de comentar su guión... Y entonces me pesa extrañarlo. Otras veces puedo ignorar un poco que lo echo en falta. Cada vez más. Supongo que me estoy acostumbrando.
El Cineasta Atormentado, en medio de la preproducción de su prometedora peli, se dio el tiempo para invitarme y desinvitarme a una fiesta e invitarme luego a un café o 'algoasí'. Era un fin de semana complicado para 'algoasí', así que le pedí posponerlo.
El Señor de los Relojes, (con quien mi anécdota más reciente es del todo karmática y les contaré en otro post) apareció el viernes, de noche, y con las exigencias típicas de su temperamento dominante... Mensaje al celular:
—¿Dónde andas? Invítame a cenar, tengo hambre.
—Lo siento, ya tengo plan,— tardé en contestar desde mi cama, con el desplante típico de mi temperamento indominable.
—Ta bien, mejor olvídalo. Así forzada ni la reversa,— envió, apuesto que antes de que le llegara mi respuesta.
Qué miedo... y eso que me cae re bien.
El Abogado tiene una novia nueva con la que parece estar contento. Eso nos hace automáticamente amigos, ora sí. Tanto, que ahora que se muda ha pensado en que yo pueda rentar uno de los departamentos vecinos. Sería divertido.
Y El Otro, ese que me vuela la cabeza mientras lo imagino compartiendo conmigo letras, cine, música y algún desayuno de vez en vez, parece no estar muy dispuesto a aparecer pronto. A veces, para ser sincera, dudo de su existencia.
________
Hoy voy invitada a dar una clase a alumnos de la licenciatura en comunicación del TEC.
Tengo un poco de miedo...
Tal vez sea que no veo muy lejano el tiempo en el que yo me sentaba en un pupitre y juzgaba si el ponente tenía la experiencia suficiente para pararse ahí, o por lo menos la onda y carisma para convencerme de que aunque su boca no estuviera llena de verdad, tenía algo interesante o divertido que compartir conmigo.
Tal vez sólo sea pánico escénico.

14 comments:

Real de lo virtual said...

Me hizo reir tu comentario en mi bló. No era mi intención causar susto.
Yo no he dado clases ni de tejido pero cuando me ha tocado hablar en público, procuro no mirar fijamente a ningún lado y mantener las piernas firmes cual torero.

Un abrazo

Miss Neumann said...

SUERTE AMIGA!!!!!!!!!!!!!!!!! TE VA A IR DE LUJO, A M ME HAS ENSEÑADO N NUMERO DE COSAS Y ESO QUE NO ERES MI TEACHER!!! SER MAESTRA ES INCREIBLE!!!

POR LO DEMÀS, TODO SE IRÀ ACOMODANDO, GO WITH THE FLOW (SABIAS PALABRAS).

BESOS MUCHOS AMIGA!!

Mr. gonX said...

El señor de los relojes me da mucho miedo y me cayó mal así nomás.

¿el otro sabe que es el otro? Tal vez por eso no se anima a aparecer.

Daria Zen said...

Pues me alegra que hayas sobrevivido a tu propia fiaca. Deseo que tengas suerte con la clase (a mí se me antoja mucho eso, aunque cuando hace años me tocó literalmente me paralizaba el miedo). Y amiga, me sorprenden tantas opciones del sexo opuesto (lo malo es que no se hacen uno, ja. Yo, que apenas asoma uno y de ese, bueno, no llegó ni a 1/4). Espero verte pronto. Besos

carax said...

Jaja...fíjate que el otro día estaba pensando "cómo habrá pasado María su fin de semana de huevita" y me da gusto que no hayas muerto...pues espero poder seguir leyéndote.
También espero que tu clase en el TEC haya sido un éxito.
Saludos!

María said...

Real, pues yo me paré recargadita de lado en el pizarrón pa que me diera más seguridad y empecé a contar de todo un poco. Creo que les gustó, por lo menos se rieron empáticos una que otra vez.
Abrazo.

Miss Neumann, gracias, bonita... pues sí estuvo bueno. Ya te contaré en persona. Lo demás pues se lo dejamos al buen flow, a ver si ahora sí se aplica. Besos a tí.

Mister, no hombre, no es pa tanto, sólo es caprichosón, pero es buena gente. El Otro no sé si lo sepa, pero tampoco se si es, o sea si existe en algún lugar además de en mi mente. Corro por un shrink.

Daria, yo también espero verte pronto. En la clase me pasó lo que cuando canto, después de la primera rola dejó de temblarme la voy y fluyó ligerita y divertida. Lo demás... la vida... el mundo... ay muy difícil. Beoss.

Carax.Jaaaaaaaaaaah, muchas gracias, me alegra que sigas pasando por aquí. La clase en el Tec, no sé si un éxito, pero pues al final sí nos divertimos creo que todos.
Beso.

Juan Solo said...

Es re divertido dar clases, intimídalos!!! Cuál pánico escenico!!!

ESCUCHA ESTA NOCHE Y CADA MARTES Y JUEVES “YO SOY AQUEL”, MI PROGRAMA DE RADIO. A LAS 9 PM (HORA DEL CENTRO DE MÉXICO).

A TRAVÉS DE LA PÁGINA www.lametaradio.com

Jorge said...

Hola, llego aqui por el blog de Miss Neumann :) Me gustó mucho tu blog y me dare la vuelta por acá.

Con respecto al post, a veces hacen falta esos dias de break para analizar en que parte del ciclo vas y como dices retomar fuerzas. De los exs... jejeje ni hablar! un beso

Mr. gonX said...

Correr por un srink? No capto la idea.

Oye, y a propósito de la clase en el tec -tema que dejé en el tintero por la curiosidad sobre el otro y los otros- he de decir que nunca en la vida he sentido tanto poder y he sido tan influyente como en el salón frente al pizarrón dándole un coscorrón al alumno cabrón.

No, ya en serio, si uno quiere tener experiencias realmente reveladoras, de mucho aprendizaje vía retroalimentacíon, de realización personal y profesional, de poner a prueba el autocontrol y hasta curativas, tiene que dar clase.

Yo soy profe y estoy muy contento.

Fegocomo said...

Creo que en tu catálogo de personajes hacen falta:

1) El príncipe azul.
2) El eterno pretendiente.
3) La zorr@
4) El "peor es nada"
5) El sexual-buddy.

... meras sugerencias nomás. Toda vida tiene personajes así.

Saludos

FGCM

Bob Guijarro said...

Maria, my dearest Bombon. Dar clases puede ser ultra cool o ultra out. Yo di clases de ingles a 2do grado de secundaria y fue una pesadilla... para mis alumnos por que la neta es que, amarrandome un huevo los obligue a disciplinar y respetar. Sobre todo a respetarse.
En cuanto a la llegada del "Otro", yo sé que anda por ahí. En cuánto a tardarse a llegar, eso también dependerá un poco de tí, a aprender a reconocer las oportunidades y no cerrarte ante ellas.

María said...

Juan, lo de dar clases me gustó, pero así nomás de invitada. No sé si me haría feliz la parte de leer tareas malas y corregirlas. jaaaah.

Jorge, bienvenido. Supongo que son ciclos, me pasa siempre que se acerca mi cumpleaños, es un asunto depurador, parece.

Profe Goncs... quería decir, sin alarmar a nadie, que habría de correr por la ayuda de un loquero. De las clases, sé que usted es feliz. A mi me gustó, me sentí medio rockstar cuando al terminar la clase tenía un corrillo de chicos a mi alrededor que me acompañaron hasta el auto, consultándome cuanta cosa y pidiéndome mi mail (yo se los daba como firmando autógrafos con eterna sonrisa. jaaaaaaah)

Fegocomo, es verdad. Y la mía no es la excepción. Sólo que si los pongo así balconearé a más de uno... además pierde el chiste de irlos descubriendo poco a poco.

Bob querido, tienes razón... en eso ando. Te mando un beso, siempre es un gusto que pases por acá.

IrV said...

Hola!

Te fue bien en la clase del TEC? Usualmente das clases en el TEC? en cual?

Saludos!

PD: Yo soy Un Ex-Novio Prohido Irreverente y Mil Veces Insultado Por La Familia De La Ex-Novia Que Se Decidió Por Su Familia! ajajajjaja

María said...

Irv, bienvenido por acá. No doy clases usualmente en el TEC.
Fui invitada por una amiga mía que es maestra de la clase de periodismo especializado en el campus Ciudad de México.
Parece que la clase que les di tuvo cierta aceptación, así que amenaza con invitarme más a menudo. Pero sólo eso.
Sobre que seas uno de esos Ex Novios Prohibidos... buaaaaa, no puedo más que expresarte mi solidaridad y comprensión y agradecimiento, de parte de tu ex y de todas las de su gremio. Abrazo.