Thursday, July 05, 2007

Confieso que...

Andaba de infiel.
Dejando letras y textos en otro lado que no era este.
Pero ya no lo haré más.
Me he dado cuenta de que puedes tener dos amores pero no dos blogs.
Y al que quiero de verdad es a este.
Así que pa completar la confesión, actualizo con algo de lo que se vio por allá. Y vuelvo pronto.


Houston, we’ve got a problem

June 19th, 2007 by biscuit

Y se llegó el día. Ese en que a ella no le quedó más que aceptar que se cae medio mal. Terapia. Dos sesiones. Diagnóstico que juzgó prematuro: codependencia. “Sí estás bien malita”, sentenció El Cabrón de su Terapeuta con una sonrisa y las cejas insultantemente levantadas. Ella se mantuvo cool y sonrió burlona. Casi cínica. Incrédula, desde luego.
Dos sesiones más y ahora ella está ‘científicamente’ convencida. Un par de libros, algunos días de consultas en internet, informes, síntomas, conductas… todo coincide. La contundencia le cayó con el peso de una vaca en brazos cuando a medias de una carcajada, El Cabrón de su Terapeuta la interrumpió para pedirle que describiera cómo era su vida en una palabra. No acababa de responder “triste” cuando ya se le había quebrado la voz nomás de sentir que se le ahogaban los ojos.
En un pinche segundo (¿o cuánto se tarda uno en pronunciar dos desoladas sílabas? quizá menos)… o en menos de un pinche segundo then, se dio cuenta de la farsa de su ‘incondicional’ sonrisa.
Tan incondicional que persistió aún surcada por los lagrimones que no dejaban de caer, incontrolables. Como si hubiera otra Ella que no cejara en su intención de burlarse de sus dolores.

¿Que si oye voces? Todavía no.

Posted in Azote time, Confusiones | 11 Comments »



Querencia
June 9th, 2007 by biscuit

Ella fue a ver a sus amigas, a sus grandes y viejas amigas. Las echa de menos un montón, pero pasa también que el lugar donde viven le provoca una fascinación extraordinaria. Podría ser por herencia genética (a su abuela materna le encantaba, cuentan), o porque ha pasado allí largas y significativas temporadas de su vida.
Alguna vez fue con un buen amigo a consultar a una sabia mujer. Tendría menos de cuarenta, se decía vidente y, en desafío a la prejuiciosa imagen de bruja que trae a la mente esta palabra, ella era encantadora, joven, clara, de mirada transparente y rostro sereno, de cuerpo y sonrisa largos y acompasados. Él iba interesado en saber el paradero de un ser querido y a ella le tocó, nomás por acompañarlo, escuchar de la vidente dos o tres cosas sobre las que conforme pasa el tiempo —y las terapias— entiende más. Pero la que atañe directamente a este post tiene que ver con la existencia de lugares en el mundo que el alma se apropia sin razón aparente. Cuestión de energías, dice la vidente. Hay sitios que uno siente suyos sin necesariamente haber nacido o crecido ahí, sin siquiera haber estado allí antes. Simplemente a uno de pronto lo lleva la vida a determinadas coordenadas en donde sin proponérselo, se reconoce, se reencuentra con sus ángeles y demonios, donde no controla la intensidad de sus sentimientos y a donde, cada tanto, siente la necesidad imperiosa de volver.
En tauromaquia se llama querencia, y a veces el toro va a ella a encontrarse con la muerte.
Quizá esta vez ella sólo fue a Madrid a encontrarse con una parte de sí misma que está a punto de morir.
Posted in De la vida real | 4 Comments »



Tarea de meme
May 12th, 2007 by biscuit

Como yo quiero y respeto a Oxidente, y también como soy una ñoña sin mucha imaginación ahora mismo para postear otra cosa, aquí posteo mi tarea… el cuestionario este del señor Proust. Va:

1. Los principales rasgos de mi carácter
—El sarcasmo y la contradicción.
2. La cualidad que deseo en un hombre
—Que sea eso, un hombre. No un niño, ni siquiera un encanto, sólo un hombre.
3. La cualidad que deseo en una mujer
—Que sea fuerte.
4. Lo que más aprecio de mis amigos
—Que estén .
5. Mi principal defecto
—Que me callo.
6. Mi ocupación favorita
—Cambia muy a menudo.
7. Mi sueño de felicidad
—Compartir.
8. Lo que para mí sería la mayor desgracia
—Jaaaah, no sé.
9. Quién me gustaría ser
—Yo, reloaded.
10. Dónde me gustaría vivir
—En Madrid.
11. Mi color preferido
—Rojo.
12. La flor que más me gusta
—La que me echan.
13. Mi ave favorita
—Woody Woodpecker.
14. Mis autores preferidos
—Los que me faltan por conocer.
15. Mis poetas favoritos
—No me gusta la poesía. Aún.
16. Mis héroes de ficción
—Los felices.
17. Mis heroínas de ficción
—Las que tienen huevos.
18. Mis compositores preferidos
—Quizá los Beatles.
19. Mis artistas favoritos
—Todos.
20. Mis héroes en la vida real
—Los que se atreven.
21. Mis heroínas históricas
—Las que se atrevieron.
22. Los nombres que más me gustan
—Los de mi gente.
23. Lo que más odio
—La discriminación.
24. Los personajes históricos que menos me gustan
—Los inflados.
25. La campaña militar que más me gusta
—La de ropa, me gusta el camuflaje.
26. La reforma que más aprecio
—Chale. No sé. Creo que ninguna.
27. El don de la naturaleza que me gustaría tener
—El de la teletransportación a diferentes sitios y dimensiones, hasta en el tiempo. ¿Pero no es de la naturaleza o si?
28. Cómo me gustaría morir
—Contenta.
29. El estado actual de mi alma
—Incrédulo.
30. Las faltas que puedo soportar
—Las del que no actúa con dolo.
31. Mi lema
—No hay cabrón(a) sin pendeja(o).

Posted in Ñoña, Tareas | 5 Comments »


Ilusiones gratis, demasiado baratas
May 7th, 2007 by biscuit

Muy tristemente el hombrecito con el que salía y al que llamaba El Otro no resultó más que ‘otro’ en el sentido menos trascendental de la palabra. Otro sin muchos pantalones, otro sin suficiente honestidad, otro sin verdades propias sobre las que construir su vida en algo cercano a la congruencia.
Otro de esos tantos que —dicen mis congéneres— abundan por todos lados y de los que a mi, la verdad sea dicha, no me había tocado ninguno tan chafa.
Es triste porque no hay manera de que en algún día cercano se convierta en verdad la patraña de su personaje.
También es triste porque no tiene en experiencia, referencia alguna de pareja (de las chidas) y no se avisora en su panorama que vaya a ser capaz de tenerla.
No sé si lo más triste sea que en su eterna queja paralítica yace inclemente la premonición inequívoca de una infinita frustración que ya comienza.
O quizá que en otro momento de su vida su mirada brilló con un destello de verdad hoy perdida.
Y egoísta y cabrona como algunos dicen que soy, yo no puedo sino sonreír.
Feliz de saber que mi intuición es de lo mejor que tengo y que no, no me ha fallado.
Feliz de no haberme enamorado (o de hacerlo bien poquito y sin querer queriendo).
Feliz de saber que no me reconozco y que por más que busco no me hallo —como los de El Personal— cerca de un tipo así.
Feliz de haberme sacudido la culpa por no querer seguir cerca de él (sin razón aparente pero tan absoluta).
Feliz de recordar que necesito admirar a un hombre para amarlo.
Feliz de poder pasar la noche hablando y riendo y fumando y abrazando a un hombre que de verdad me vuela la cabeza.

Posted in yeeeeah, De la vida real | 9 Comments »


Virtual berrinchito
April 17th, 2007 by biscuit

Odio los nicknames que la gente se pone en messenger. Especialmente los alusivos a estados de ánimo. O a mini tragedias personales.
Y si, habrá quien me llame Biscuit Amarguetas, pero tengo mis razones:
No falta el que usa el mentado nick para describir su estado de ánimo del día. Así como “Muy Feliz” (oh, let me clap!), “Depurando” (¿por qué tendríamos que saberlo los demás?), o “Hoy espero que pase sólo lo mejor!!!!!” (que con todo y sus cinco signos de admiración no logra transmitir ni una pizquiña de entusiasmo, la neta). O ya de plano el descarado claim for attention “Tristeando” que en su versión más estilizada (y con ciertas brit pretensions) se transforma en “Blue”. Ay yaaa.
Y bueno ya el colmo son los que insinúan nomás, así como para probar a ver quién realmente se interesa. Por poner algunos deprimentes ejemplos: “Ahora mejor” o “Saliendo del bache”. ¡Dios, no! ¡¡Get a shrink!!
Disculpen ustedes la intolerancia, pero me parece needy y patético.
¿Por qué todos los que —por alguna razón no relacionada con la amistad— tenemos a estos especímenes en nuestra lista de contactos, debemos enterarnos de cómo se sienten? ¿Se han puesto a pensar que la mayoría somos simples conocidos o compañeros de trabajo? En serio, ¿cuántos de nosotros somos realmente sus amigos como para compartir con ellos su estado de ánimo? ¿Qué esperan que hagamos ahora que nos lo han notificado? ¿Deberíamos preguntarles la razón de su tristeza o de su alegría? ¿Esperan que les demos un consejo? ¿Que compartamos su sentir? ¡¿Que nos hagamos sus amigos?! Oh, oh. Sorry, demasiado tarde…
Y menos una vez que sus tendencias victimeras han sido develadas. Todavía tuvieran la creatividad de ponerse nicks cagaditos… igual… pero ni así eh, hasta esos tienen su lado iagh: encontrar a quien buscas, si es de los que cambia de nick por día es un verdadero dolor de muelas. A ver, adivínale a ver cómo chingaos se ‘bautizó’ hoy…

Lo dicho: los odio, ¡ODIO los nicks del messenger!

Posted in Uncategorized | 13 Comments »


A ver si nos vamos explicando…
April 15th, 2007 by biscuit

Digamos, a modo de introducción (o introduzión, como dirían los familiares de allende el charco), que este blog que se me ha invitado a escribir no tiene un tema específico. Y a la vez, que si.
Quiere pero no quiere, pues. Quiere ser de un personaje ficticio —un personaje encantador (¿cómo no aprovechar la oportunidad de ser por fin, aunque sea en blog, un bombón y firmar ‘Biscuit’ con la seguridad del que firma Juan porque Juan es, chingao?). Pero al mismo tiempo quiere ser un poco real, o sea un poco mío, pero no mucho, o sea lo que no quiere es ser balcón puro y maduro. Aunque sí un poco, porque hay veces que no hay manera de entender y mucho menos de explicar si no es a partir de la autorreferencia. Otras, porque ésta da mucha risa (y es feo no compartir). Además el chiste de esto es que uno puede hablar de lo que quiera, cuando quiera —y hasta cuando no. Si no, ¿qué sentido tendría escribir un blog? Y así es como siempre empiezo a hacerme bolas.

De ahí el nombre de este espacio. Clarísimo es que si uno analiza con un poco de atención, la vida (o por lo menos la mía —para no generalizar impunemente) se va en un (o en varios, ¿pa qué más que la verdad?) ’sinquererqueriendos’. Así una sube de peso, empieza una dieta, la deja, empieza una terapia (y otra, y otra), anda con un novio (y otro y otro), truena con el mismo (y con el otro y con el otro), decide su profesión —para luego hallarse en otra—, y proyecta su futuro para luego ver en su presente todo menos lo que decidió en el pasado. Y entre culpas chiquitas (porque el ’sinquerer’ siempre nos da la tranquilidad de conciencia del que no obra con mala intención) y satisfacciones por la forma en que se van acomodando las cosas, entre caprichos decididos a pesar de romper promesas y virajes intempestivos en pos de alguna sonrisa, nunca falla —por lo menos en la explicación que me doy frente al espejo (sí, hablo con el espejo)— un “fue sin querer queriendo”.

Aquí vamos, pues. Invitado y bienvenido quien quiera —aunque sea sin querer queriendo— pasar por aquí.

8 comments:

elisa said...

welcome back, dearest

Bob Guijarro said...

Me encantas. Un beso y si, welcome back home, little darling. And i really, re-he-he-he-ally love your post. Manque te llames "bizochito", "bombon", "juanita" o como quieras. Te dejaria mi correo para que me busques en el messenger (bobguijarro@hotmail.com) pero como aluego me da por ponerme titulos de canciones, suenan a eso que odias, a estados de ánimo... Besos. Un abrazo enorme. Un gran abrazo. Te Quiero Mucho.

magdalena said...

Pero que cosa, que gusto!!!
Que bien que regreses, se extrania leerte.

Jorge said...

jaja biscuit. Too cute :)

Miss Neumann said...

Es buenisisisisisismo tenerte de vuelta... y a tus letras acompañandote!

Love you

MANDALAS POEMAS said...

Hola desde Barranquilla, Colombia, te envío un caluroso saludo y mis felicitaciones por tu blog, sobre todo por su contenido. Te invito muy cordialmente a que visites el mio en donde estan consignados mis poemas. Espero lo recomiendes a tus contactos. Espero también tus valiosos comentarios.

www.mandalaspoemas.blogspot.com

Un abrazo,

Víctor González Solano

princess sputnik said...

hey...yo tambien ando y he andado por madrid todo el verano, de primera vez y si...es magico!

Se siente por demas curioso leer a alquien-que-no-conoces-pero-que-anda-como-que-en-las-mismas...

en fin, un beso

Matzei said...

Jeje, yo también pensé en tener dos blogs cuando noté que todos los visitantes del mío me conocían...
Muchas veces es mejor escribir al desconocido, se entra más en confianza... no sé si me explico.